Así cierran esta semana las divisas

Concluye una semana más de operaciones en los mercados y uno de los eventos que más llamó la atención entre las divisas, fue como el día jueves se vieron sometidas a una fuerte reversión así como a grandes descensos tanto el dólar australiano como el neozelandés. Ambos movimientos fueron determinados completamente por el interés del mercado en la divisa australiana, ante la ausencia de datos y noticias de Nueva Zelanda; si bien al principio los traders de la divisa australiana se vieron sorprendidos de manera positiva gracias a los datos del mercado laboral que indicaron cifras muy sólidas de contratación al inicio del año, al crearse más de 39.000 empleos, con el empleo a tiempo completo registrando su mayor tasa de crecimiento en los últimos dos años, con una tasa de desempleo registrando mínimos de siete años al ubicarse en el 5%. Desafortunadamente, al poco tiempo, Westpac hacía el comentario sobre que el Banco de la Reserva de Australia, podría hacer dos recortes en los tipos de interés en este 2019. Esto los lleva a creer que un perfil de crecimiento menor junto a un mayor desempleo requerirá que el BRA tenga preparada una respuesta en los meses de agosto y noviembre. No queda duda, de que el banco mantendrá inalterados los tipos este año, no obstante aún parece muy pronto para saber si será necesaria una ronda de flexibilización o dos, ya que en caso de darse un acuerdo comercial entre China y Estados Unidos, entonces quedaría respaldado el crecimiento australiano.

Pero lo que realmente terminó por cortar el repunte del dólar australiano, vino a ser la decisión de China de poner una prohibición a las importaciones de carbón proveniente de Australia a su puerto norte de Dalian. Esto representa no sólo un duro golpe para el país, puesto que el equivalente al 2% de las importaciones de carbón se envían a este puerto, sino porque con esto ha quedado de manifiesto que la relación entre las dos naciones se ha deteriorado, ya el año pasado Australia se había encargado de prohibirle a Huawei el acceso a su red 5G. El dólar neozelandés ha caído a la par de su homólogo australiano, descendiendo hasta 0,6740.

Dólar norteamericano y dólar canadiense

El par USD/CAD se ha recuperado luego de cinco jornadas, luego de haber acompañado la caída de los precios del petróleo así como las acciones. Centrándose la atención el dólar canadiense el día viernes con la publicación de las cifras de ventas minoritas. Así, junto fuerte crecimiento laboral del mes pasado junto al aumento de las ventas mayoristas, mostraran como resultado una recuperación en diciembre. Sí bien las acciones estadounidense han venido a la baja, el dólar no ha sido afectado, aunque existan datos de debilitamiento vistos en los días recientes en el país.

El Euro y la Libra

El euro también ha perdido posiciones, sin embargo con él las pérdidas han estado limitadas poniéndolo frente a los dólares australiano y neozelandés, ya que el índice PMI compuesto de la eurozona subió por primera vez seis meses. Si bien la mejora vino determinada principalmente por el sector servicios tanto de Alemania y Francia, la subida junto con la mejora de las expectativas de los inversores, parecen indicar que hay algo de esperanza para la zona euro. La libra por su parte se mantiene como la divisa más resistente, esto pese a no existir aún ningún avance en las conversaciones entre el presidente Juncker de la Unión Europea y la primer ministro del Reino Unido.