¿Wall Street amenazada por la privacidad?

El torbellino de problemas que posee Facebook, parece no perder fuerza y por el contrario conforme pasan los días el escandalo se cierne más y más. La privacidad es un tema del cual se ha hablado siempre y no es la primera vez que la empresa de Mark Zuckerberg se ve involucrada en un escándalo de este tipo, pero el panorama general no es mucho más alentador para todas las empresas que hoy cotizan en Wall Street, es decir Google, Netflix, Amazon cualquier empresa que se encargue de recopilar información sobre hábitos de consumo de sus clientes, dentro de poco podrían ser sometidas al escrutinio de las autoridades. Para saber ¿Qué sucede con esa información? ¿Dónde termina? Estas preguntas surgieron en días recientes, después de conocerse el caso de Cambridge Analytica.

¿Cuál es el valor de la información para las compañías?

A manera de resumen, hablando del caso de Cambridge Analytica, ellos se encargaron de recabar información por medio de una aplicación que les permitió no sólo conocer las preferencias de quienes la utilizaron sino también de sus contactos sin que estos últimos se enteraran, situación que al final influyó en los resultados electorales de los estadounidenses, al poder atacar con contenido específico a los votantes para modificar las preferencias electorales. Esta estrategia “desleal” fue utilizada también en su momento por el ex presidente Barack Obama antecesor de Donald Trump, la diferencia radica en que el equipo de trabajo del primero si especifico a los usuarios que estarían participando en un programa de este tipo.

Las elecciones no sólo presentaron el escenario perfecto para estas operaciones, sino que también confirmaron lo que hoy día las empresas ya saben, la recolección de información, es lo que hoy agrega valor a las compañías; tal capacidad de almacenar datos, supone que las campañas publicitarias tengan un ratio de conversión altamente efectivo gracias a la alta personalización con las que pueden ser diseñadas además de poder vender esa información a terceros para que también puedan vender productos a estos usuarios.

Big Data.

Este es el nombre que se le da al análisis y estudio de datos. Este es el valor real de las compañías que cotizan en la bolsa y si en algún momento, dado los acontecimientos recientes, llegarán a aparecer regulaciones o limitaciones, de inmediato sacuden las finanzas ya que muchas son las empresas que viven gracias al uso de los datos de información de los usuarios. Basta ver, cómo ha sido afectado el valor de Facebook en la última semana y como otras empresas también empiezan a sentir el efecto negativo, que empieza a traer como resultado una tendencia bajista.